domingo, 3 de septiembre de 2006

8 de agosto de 2006
El señor López
Resulta que apoyar a Obrador es una especie de karma o de estigma con el cual he tenido que aprender a vivir últimamente. No sé si la causa de todo sea mi llamativa playera que asemeja el uniforme del chapulín colorado, la cual, en lugar de las clásicas CH en el corazón, lleva delineadas las letras PG. Estas burlas, que van desde el más ñoño “mira, el chavo del ocho” (¿?) hasta las más ingeniosas como... Espera... Mmmm... Sólo tengo que hacer memoria... No, creo que aún no he escuchado burlas ingeniosas acerca de mi vestimenta.
+++
Comía el domingo en casa de mis abuelitos paternos cuando uno de mis primos notó mi nunca desapercibida playera obradorista. Preguntó si creía yo que Obrador en verdad había ganado la elección presidencial del 2 de julio. Confieso, con dolor, que en ese instante no llegó respuesta alguna a mis labios, aunque después de mucho pensarlo (y que conste que desde el domingo ese es el único pensamiento que cruza mi cabeza) di con la respuesta que buscaba.
Mi falta de ánimo de confrontación directa con un familiar, me obligó a no contestar un tema que me apasiona de sobremanera. Si usted, amigo lector, es simpatizante obradorista o calderonista, es lo de menos. Tenemos (aquí entre nos) que ser concientes de que ninguno de los dos candidatos tuvo el cien por ciento de sus representantes de casilla. La apertura de paquetes electorales sólo le dará más fuerza a aquel que resulte ganador.
Retomando la sabiduría popular: “el que nada debe, nada teme” dice el dicho. A pesar de la dificultad que representa un arduo conteo voto por voto, candidotes, instituciones, partidos, magistrados, ñáñaras presidenciales, víboras prietas, alimañas y tepocatas deberían pronunciarse a favor del recuento de los daños, digo, de los votos, para así saber qué fue lo que pasó.

1 comentario:

Carlos Du dijo...

a mi ya me da hueva discutir con cualquier persona sobre Obrador, creo que la etapa de convencimiento electoral ya paso y ahora sólo queda luchar por que se limpien las elecciones, soy 100% lopezobradorista y cuando alguien quiere pedirme explicaciones por mi inclinación, (a pesar de que también me apasiona el tema) prefiero evadirlo (que piense lo que quiera)...